Hoy nos gustaría hablarte de cómo cultivar tu propia marihuana terapéutica 100% natural con los abonos Cyco. La utilización de este tipo de nutrientes tiene una gran cantidad de beneficios: mejora el sabor de la marihuana, enriquece los suelos de cultivo y mejora la vitalidad y el rendimiento de las plantas.

La importancia de cultivar tu propia marihuana medicinal

Muchos consumidores no saben lo que están comprando en el mercado negro. Muchas veces el cannabis que podemos encontrar en este mercado ha sido cultivado con abonos e insecticidas químicos.

Lo que buscamos en la marihuana medicinal es que nos ayude a paliar nuestros dolores, no que nos produzca nuevas dolencias o enfermedades. Por eso es muy importante que estemos seguros de que nuestro cannabis es totalmente natural, y para ello lo mejor es que lo cultivemos nosotros mismos. 

Hemos elegido los fertilizantes Cyco porque son de grado farmacéutico, lo que garantiza que son sometidos a rigurosos controles para garantizar la máxima pureza y la ausencia de metales pesados ni componentes tóxicos. Ahora entremos en materia, veamos qué productos orgánicos necesitarán nuestras plantas para un correcto desarrollo.

Abonos Cyco

No todos los climas son válidos para cultivar ciertas variedades, es por ello que tendremos que elegir una variedad que se desarrolle bien en nuestro clima. Algunas son más sensibles al frío, otras pueden ocasionarnos problemas de humedad. Por eso es muy importante elegir una variedad que se adapte a nuestro clima.

Una vez hemos elegido nuestra variedad medicinal y tenemos las semillas un buen sustrato y como no, los fertilizantes orgánicos Cyco. Me gustaría recomendaros Optigarden, ya que encontraremos cualquier sustratos, semilla o abono que podamos necesitar a precios muy económicos y además ¡hacen entregas en 24 horas!

Es el momento de germinar nuestras plantas. Lo primero de todo debemos hacernos con un tupper y unas servilletas con los que germinar las semillas, pero lo mejor es que compremos un germinador root it, ya que aumentará las probabilidades de éxito en la germinación. Para que las semillas germinen correctamente deben tener una temperatura aproximada de 24 grados todo el día.

A los pocos días de vida nuestras plantas demandarán muy poca agua y nutrientes. Tan solo humedeceremos un poco el hoyo y plantaremos ahí la planta recién nacida, cubriéndola hasta las dos primeras hojas.

Empezando a alimentar nuestras plantas con los fertilizantes Cyco

En la segunda semana de vida nuestras plántulas empezarán a tener necesidad de nutrientes debido a que iniciarán el desarrollo de nuevos brotes y raíces. Con Cyco será como aportaremos esos primeros nutrientes. Iniciaremos el abonado usando el estimulador de raíces Ryzofuel. Gracias a este fertilizante conseguiremos que nuestras plantas expandan mucho sus raíces. Gracias a ello podrán acelerar su crecimiento y poder absorber una gran cantidad de alimento.

Que nuestras plantas de marihuana posean un buen sistema radicular en la formación de las flores es muy importante, las plantas necesitarán muchos alimento para desarrollar flores y frutos. Cuanto más alimento puedan asimilar, mayor será el tamaño de los cogollos.

A partir de la fase de enraizamiento nuestras plantas necesitarán el elemento primordial durante la fase de crecimiento. Este elemento esencial es el nitrógeno, imprescindible para un correcto desarrollo del tallo y las hojas de marihuana. La carencia de este nutriente desencadenará en que la planta pare su crecimiento y sus hojas se vuelvan de color amarillo, perdiendo salud y vigor. Para aportar el nitrógeno necesario tendremos que usar un fertilizante de crecimiento como Grow A+B.

Tendremos que utilizar este abono durante toda la fase de crecimiento y pararemos la aplicación de utilizar cuando inicien la formación de las primeras flores. Cuando nuestras plantas empiecen a formar los primeros brotes florales será el momento de utilizar el Bloom A+B de Cyco. Este abono aportará el fósforo y el potasio que necesitan para la formación de sus flores en el período de floración.

Ya que cultivamos nuestra marihuana, queremos que los cogollos sean enormes, ¿verdad? En ese caso tendremos que abonar con un potenciador de floración como Potash Plus. Gracias a este potenciador de floración daremos a nuestras plantas una mayor cantidad de fósforo y potasio que las plantas frutales utilizarán para engordar sus frutas como nunca antes habremos visto.

¿Te imaginabas que hay productos diseñados para mejorar las propiedades organolépticas de la marihuana? ¡Pues sí! Para ese motivo han formulado Potash Plus en Cyco. Compuesto principalmente por carbohidratos vegetales, conseguiremos que nuestras plantas sinteticen más azúcares saludables, mejorando el sabor y aroma de la los cogollos.

Estas son las nociones básicas que debéis conocer para iniciar un cultivo de vuestros propios alimentos orgánicos. Esperemos que te haya servido de ayuda y te animes a cultivar tu propia marihuana terapéutica. Si tienes alguna duda o comentario la podéis dejar más abajo.

¡Hasta la próxima!

Carlos Lucio, Biólogo

Carlos
Biólogo

La Ciencia nos desvelará los misterios de la planta del Cannabis.

El conocimiento nos hará libres.

Más acerca de mí